Inicio Biografías Miguel Angel

Miguel Angel

Compartir
De forma y manera incomprensible llegó a vivir 89 años, porque fue un trabajador extremo, incansable. Considerado por todos como el “Gran Creador” de los artistas, el gran agitador cultural. Era de gesto espartano, de expresión verbal abrupta, muy hosco, pero absolutamente genial. Entró en una vorágine creativa como jamás se había visto, y sin duda alguna, marcó la Historia y el . Tuvo una vida tan larga, como apasionante y exquisita.
Dejó muchas obras inacabadas, pero es que su mente prodigiosa saltaba de una a otra, los trabajos se agolpaban en su taller, las peticiones llegaban por doquier… pero desde luego, lo que nos dejó, es absolutamente maravilloso. Vino al mundo en Caprese un 6 de marzo de 1475, y ya por entonces, un tal Leonardo Da Vinci contaba 23 años. Era hijo de una familia de la baja nobleza venida a menos, pero su padre, Ludovico Buonarroti enseguida adivinó los dones que su hijo mostraba, y muy prontito le animó a inscribirse en un taller de artesanos. Con 13 años lo vemos en el taller de su primer maestro, Ghirlandaio, que era un magnífico pintor, y comienza a aprender los rudimentos esenciales de la pintura. Muy pronto, los señores de , los Medicci, se fijan en el buen hacer de , ya que sus primeros trabajos ya eran esplendorosos para un chico de su edad.

Comienza a fijarse en las esculturas clásicas de la antigüedad, y ahí es cuando quiere ser escultor. Se lo cuenta a su padre, y este entra en cólera (los escultores no estaban bien vistos en la época, ganaban poco, y apenas se consideraban como artesanos). Pero ya ha determinado cual va a ser su vida, y empieza a entrar en contacto con los escritos de un tal Platón, o el mismísimo Petrarca. La caida de los Medicci en Florencia provoca la pérdida del mecenazgo y que tenga que viajar, por Bolonia, hasta llegar a Roma. Y estas ciudades si eran generosas con él, y le abrirán sus puertas a este curioso e incansable artista.

Con menos de 25 años, ya es considerado como el gran Maestro, y todos saben que están conviviendo con un genio, que trabaja sin cesar, que los días no tienen suficientes horas para todo lo que su mente concibe. Y con esa edad, en el año 1500, firma una obra esencial, . La gente queda asombrada ante ese gran conjunto monumental, la Virgen acogiendo en su seno al Cristo moribundo con un gesto de profundo dolor. Nada más bello se puede concebir en una obra de esas características, y será la única obra firmada por él, de tan orgulloso que se encontraba de ella. Es una obra imprescindible para el Universal, y será inspiración para miles de artistas y escultores.

Florencia, mientras tanto le vuelve a reclamar. Esta ciudad, por entonces, buscaba una escultura que ensalzara la juventud florentina, que destacara lo mejor de esa juventud para mostrarlo a la ciudadanía. Y Miguel Angel realiza , una escultura fantástica de cuatro metros y medio que culminará en 1504, justo cuando Leonardo está ultimando los detalles de la Giocconda. Ese año será recordado para la posteridad por la creación de estas dos colosales obras. Pero comienza el recelo y la polémica intelectual con Leonardo. El Gran Consejo de la ciudad se reúne para determinar donde ubicar la escultura. Se habla de una plaza pública frente al ayuntamiento, del Palacio de Gobierno…, y todos votan a favor de esta última tesis, menos uno, Leonardo, que dice que esa escultura debe ser empotrada en un nicho y que solo se debe ofrecer la imagen frontal del David. Por supuesto, esta postura no fue atendida, y el David se situó en una plaza pública. La verdad es que este “pique” se prolongó hasta el fallecimiento de Leonardo que nunca habló bien de Miguel Angel, y llegó incluso a decir en tono despectivo “Los escultores están siempre cubiertos por polvillo blanco…”, en clara alusión al polvo del mármol de Carrara que siempre cubría a nuestro protagonista. En una ocasión, la ciudad de Florencia encargó a sus dos talentos que decoraran con frescos las paredes del Palacio Vecchio. A Miguel Angel se le encomendó recrear la batalla de Cachetina, y la batalla de Anghiari fue encomendada a Leonardo. Enseguida, los dos se enfrentaron en múltiples discusiones, y nunca jamás, ninguna de las dos empresas llegó a ser culminada del todo…

El Papa Julio II le encarga una magna obra, nada más y nada menos que levantar el mausoleo más grandioso de toda la cristiandad, el que albergue el cuerpo del Papa. Después de firmar el contrato se entrega con absoluto entusiasmo y dedicación a este empeño, incluso él mismo visita la cantera de donde se extraen los bloques de mármol en Carrara, y durante 8 meses selecciona escrupulosamente los bloques más puros. El ritmo es vertiginoso, e incluso llega a enfermar, pero está obsesionado con esa obra. Por desgracia Julio II se quedó sin fondos y tuvo que suspender esta obra, justo cuando Miguel Angel había iniciado las primeras esculturas. Años más tarde, en 1515, retomaría el viejo proyecto, y al menos nos ofrecería algunas muestras absolutamente magistrales, como el Moisés que domina el conjunto, o los dos célebres esclavos que parecen escapar de un bloque de mármol, El Moribundo y El Rebelde

En 1508 le encargan los trabajos de la Capilla Sixtina. El Génesis será el leit motiv principal para adornar esas paredes. Durante 4 años, trabaja de forma febril, con posturas extremas que ponen en peligro su salud e incluso su vida. Con escasa luz, pero con una mente tan prodigiosa que es capaz de realizar una obra digna del Cielo, culminado con el Juicio Final que adornará el Altar Mayor de la Capilla.

Era maleducado, decía insultos con mucha frecuencia, cogía unos enfados mayúsculos con obras que no terminaban de quedar a su gusto, pero también hay que decir que era muy dulce con su familia, que era comprensivo con sus discípulos…, simplemente rechazaba lo superficial. Nunca se quiso casar, siempre vivió solo aunque tuvo tiempo para el amor, y en este sentido hay que decir que Miguel Angel, como gran amante de la belleza, amó las dos posibilidades. Tuvo una relación muy íntima con Tommaso Cavalieri, que fue su gran amor masculino, y su gran amor femenino fue una poetisa, Vittoria Colonna. Hay que decir de Miguel Angel que también fue un buen poeta, con más de 300 composiciones a su cargo, donde elevaba su alma hasta los cielos y elogiaba el amor puro, sincero…

Y es que lo quiso ser todo, Pintor, Escultor, Poeta, y por supuesto, Arquitecto. Y en este sentido hay que mencionar su gran obra, la Basílica de San Pedro, con una cúpula majestuosa, sin duda una de las grandes maravillas del mundo. Tenía más de 70 años cuando se lo encargaron, pero se entregó a esta obra con absoluta dedicación. En 1564 ya lo vemos completamente agotado, ha trabajado hasta el último día, lúcido hasta su último segundo… y el 18 de febrero de ese año se iba este gran artista al Olimpo, al Valhalla,  al Nirvana, al Cielo de los Artistas, donde sin duda alguna se encuentra.
Aquel que concibió todo, el dolor en las imágenes, la liberación… y dejó una magnífica escuela con grandes discípulos. Todos los que visitan su sepultura quedan conmovidos, por la inmensidad de su obra, por la capacidad de su mente, porqué sin duda fue el más grande artista que ha dado la Humanidad….

65 COMENTARIOS

  1. Piazza della Signoria y Piazza San Pietro.
    Las dos. los lugares donde se ubican las obras magnas de Miguel Angel. En las dos acabé, en pleno ferragosto, comiendo unos pannini sentado a la sombra -del falso David- y en las escalinatas de San Pedro donde un carabinieri me sugirió levantarme para comer en otro lugar.
    La Pietà, cubierta de una sucia plancha de metacrilato de 2o mm de grosor protegiéndola de la masa que se arremolina junto a Ella.
    Maravillosos días en la munumental Italia, patria del más enorme genio Buonarroti, junto a Leonardo.
    Mravillosa entrada. en verdad, felicidades, Felix.

  2. Siempre me ha fascinado tanto el artista como el personaje. Será porque de pequeña vi una película sobre él interpretada por mi actor favorito Charlton Heston.
    Su obra es grandiosa.
    Gracias por traernos al genio.
    Besos.

  3. Algo habia oido sobre su caracter aspero, sí, y sobre sus peleas con el Papa. Menudo caracter tenía. Pero como escultor fue absolutamente genial. Cómo no sentir debilidad por ese David, o por el Moises. Cuando estuve en Roma me quede fascinada mirando las manos del Moisés, el detalle y el realismo con el que estaban hechas. Pero me resulta curioso que hiciera siempre las manos tan grandes.

    Buenas noches, monsieur

    Bisous

  4. Estimado Onminayas…

    Pues en los pocos ratos libres que tenía, porque este hombre es que no paraba, hacía sus pinitos en la poesía, y hasta sus críticos más estrictos afirmaban que lo hacía de maravilla. No me extraña nada. Gracias por tus palabras.

    Un fuerte abrazo

  5. No sabía que también era poeta.
    En mi ciudad, (soy de Úbeda, provincia de Jaén), existe una escultura de Miguel Ángel. La llaman el “Sanjuanito”, pues es una estatua de San Juan. Lo malo es que está decapitada, -las barbaridades que se hicieron durante la guerra civil-. Se rumorea que algún caprichoso conserva la cabeza en su casa, pero quén sabe.

    Magnífica entrada.
    Saludos.

  6. Perikiyo…

    Conozco bien tu bonita tierra (soy cordobés) y no conocía la estatua de San Juan. Aunque no me extraña nada, dada la riqueza monumental de Ubeda…, así que gracias por la información.
    Respecto al caprichoso que puede que tenga la cabeza, me abstengo de comentarios para no herir sensibilidades…

    Un fuerte abrazo

  7. Querido Felix, hoy si que te secuestro del blog el post de miguel Ángel. Aunque me lo se de memoria porque su obra me tiene hechizada, no niego que lo has descrito muy bien . Para mi fue el mejor, los demás siendo muy buenos se quedan como discípulos.
    Hace un mes tuve la suerte de repetir mi visita al la Capilla Sixtina, dónde me quedé nuevamente 15 minutos arroba contemplando aquel Juicio Final.
    A sus esculturas solo les falta hablar, David, La Piedad, Moisés.
    Y no sigo que hago otro post.
    El guía muy entendido y curtido nos comento que era bisexual pero que ambos amores fueron Platónicos. De ahí esa poesía tan rica y amores puros.
    Un beso
    P.D. ¿Estás mejor?

  8. Personajes con mayusculas los que nos traes a tu blog, todos increible, se hace dificil destacar a uno pero lo que si es de destacar es tu labor por hacercarnoslos y rescatar cosas que desconociamos o habiamos olvidado de ellos.
    Un saludo!!

  9. Querida Katy…

    No dudaba que te iba a gustar, porque ya sabía de tus preferencias. Y, claro, después de postear a Leonardo, no podia permitirme el lujo de dejar atrás al gran Miguel Angel. Grande entre los grandes.
    Como bien dices, ambos amores los tenía muy idealizados, se entregó por completo a ambos con igual pasión, la misma que tenía por su trabajo, por su obra.
    ¡¡ Grande, grandísimo ¡¡
    El catarro sigue por los mismos derroteros, pero vamos mejorando satisfactoriamente. Gracias.

    Muchos besos

  10. Felix estas logrando un milagro!!, cuando estudiaba la historia siempre se me atravesaba, en cambio tus post me los leo del tirón, gracias porque estoy recuperando datos que creia que ya no existian en mi cabeza. ¡que no comento lo importante!, buenisima la historia de Miguel Angel, me llamó la atencion esa obra inacabada por el “pique” entre los dos genios. Besinos.

  11. Félix querido, muy buena entrada, sabes? de Miguel Angel he leído muy poco, vamos es que yo soy de las admiradoras de Da Vinci, que se le va a hacer y él es para mi el artista más grande.

    Pero bueno, regresando a M. A. me ha gustado mucho leer ese toque humano, muy íntimo sobre sus personalidad, cosa que a veces es dificil encontrar a menos que se lean biografías. Bien hecho!

    Te dejo un beso con cariño

  12. Olé por tu buen gusto en cuanto a Genios!
    Miguel Ángel es al Arte, lo que Faraday a la Tecnología.
    La cúpula del Vaticano, se hubiese desplomado según su diseño, pero todos sus cuadros tienen correcciones. Bastó añadir coronas de cadenas.
    Si Faraday hubiese patentado el motor eléctrico y no expirase ella, serían sus familiares los más ricos del mundo: Con un 1% de su valor en el mercado, superarían a los 100 hombres más ricos del planeta, sumando su total.

  13. Bueno Felix, sin duda te vas por los genios, ahora te falta Rafael para completar el gran trio del cinquecento.
    Para mi ha sido toda un regalo leer la biografía de Miguel Angel, a medida que iba leyendo me trasladaba a sus obras y las iba contemplando. Todo un genio, sí, como artista para mi el mejor.
    Gracias por compartir.
    Un beso

  14. Hola Félix

    Yoo también me apunto a ir a Florencia para contemplar su Piedad o su David que la última vez que fuí me lo pasé como una enana…Vaya pedazo de artistazo, todo un genio…Muy bien recogida su vida en esta bibiografía! Tampoco conocía su faceta de poeta. Salu2!

  15. Felix…

    “Aquel que concibió todo, el dolor en las imágenes, la liberación… y dejó una magnífica escuela con grandes discípulos. Todos los que visitan su sepultura quedan conmovidos, por la inmensidad de su obra, por la capacidad de su mente, porqué sin duda fue el más grande artista que ha dado la Humanidad….”

    gracias Felix… como sabes… después de las letras mi otro amor es la pintura… por eso te agradezco tus post, con datos tan interesantes y completos…

    deseando que te mejores pronto te dejo mi cariño!!!

    beso!!!

  16. Ursula…

    Sin duda, sabes conjugar muy bien las letras. No se si te hubieras dedicado de lleno a la pintura, hubieramos pérdido una gran escritora, pero ganado una gran pintora. El amor por el arte es universal. Gracias por tus palabras, vamos mejorando.

    Besos

  17. Me encantaría mirar por un agujerito abierto en el túnel del tiempo y ver, ver… no cómo Miguel Ángel pintaba la Capilla Sixtina, o cómo extraía trozo a trozo de una enorme piedra de mármol la cara de la Virgen de la Piedad (que también), sino una discusión entre los dos grandes hombres de Roma: Julio II y Miguel Ángel. O las miradas que se lanzaron Leonardo y él en una de las salas que tenían que pintar ambos escenas de una gran batalla, que al final no se concluyó. Tantas cosas…

    Las cartas que escribió a una misteriosa dama es lo que desconcierta al acercarnos a este coloso. Como a Leonardo nunca se le conoció un amor concreto. Quizás consagrarse a la universalidad no deja tiempo.

    Un beso

  18. CarmenBejar…

    Tienes razón, las discusiones debían ser antológicas… quién puediera… y menudas miradas se cruzarían él y Leonardo…bufff
    En el amor estuvo repartido en ambos bandos, pero claro, para él lo primero era el arte, y agradecidos le estamos los que lo amamos.

    Un beso

  19. Hay que ver que envidioso ese Leonardo, ¿no? Pues no, nunca tenía polvo encima el gran Maestro. De hecho, se cubría con un turbante para protegerse mientras trabajaba. Y ese turbante ha sido la pista para descubrir su autorretrato en la Capilla Paolina (de eso hablé ya en mi blog).

    Muy completa y bien contada la entrada. Me encantan las biografías. Te he leído algunas (la de Anita Garibaldi, mujer fuerte a pesar de su juventud, extraordinaria).
    Voy a ver qué cuentas de Óscar Wilde…

    Un saludo y buen fin de semana.

    P.D.: ¿Por qué todos los genios tienen tan mala lexe: Leonardo, Galileo…? (Igual las malas lenguas nos han hecho creerlo así 🙂 )

  20. Verborhea…

    Es que Leonardo tenía también un carácter que se las traía, y creo que no soportaba mucho la competencia. En cuanto al polvo, no niego el hecho de que usara turbante, pero no me negarás que acababa de polvo de mármol hasta los huesos por mucho turbante que llevara. Gracias por tus palabras.
    Sobre Anita Garibaldi, no puedo estar más de acuerdo contigo, gran mujer pese a su juventud.

    Besos y feliz finde…

  21. Este finde se puede ver la cúpula esa dando tumbos en una gran hecatombe y los frescos de la Capilla Sixtina resquebrajándose sin solución. Faltan poco más de tres años, mas esperemos que no sea más que eso: una peli de 2012 palomitas.

  22. Sabes Félix, me encanta cómo describes la historia, la haces tan amena y didáctica que de verdad como dice mi amiga Fabia, me la leo de un tirón.
    Lo de la enemistad entre Miguel Ángel y Leonardo ya lo sabía, no en detalle como lo has explicado; pero cosa de genios y egos encontrados y aún así tenían muchas cosas en común.

    Feliz fin de semana y besos desde Lima para ti.

  23. Orianna…

    Gracias por tus palabras, maja. Sobre la enemistad de ambos, eran como el perro y el gato, aunque por todo lo que he indagado el que “pinchaba” más era Leonardo, y Miguel Angel que no se callaba una, pues ya la teniamos formada…

    Feliz finde y besos desde España para ti tambien.

  24. De todas las facetas artísticas en las que trabajó desconocía la de poeta.
    El Renacimiento nos regaló artistas completos, no como ahora que al amparo del término ARTE se cobijan muchos payasos y cuentistas (como meter animales muertos en formol).

    Un saludo

  25. Javier…

    No puedo estar más de acuerdo contigo. Sabes valorar el Arte en su justa medida. Hoy en día, al amparo de las corrientes neomodernistas, se cobijan supuestos artistas que con una rueda de bicicleta y un animal muerto en formol, piensan que han hecho una obra de arte. El problema es los snob que siguen a estos señores, sin ni siquiera pararse a observar una obra de, por ejemplo, Miguel Angel. Sabias palabras.

    Un abrazo

  26. En las hoy turbias aguas del puerto de Alejandría debe, tal vez, reposar algun pecio resto de aquella escuadra que devolvió Cleopatra a su Egipto de forma definitiva.
    Una reina en medio de un torbellino de confabulaciones, intrigas y política de Estado. Y el amor.
    Bonita historia, en verdad…

Amigo de HDNH, puedes dejar tu comentario ;-)