Sincronicidades: El extraño caso de Beatrice

Compartir

Dicen que las no existen… ¿o sí? ¿que misterios del universo provocan hechos como el que narramos hoy? Es imposible calcular las posibilidades exactas de que ocurriese la historia que vamos a contar, quizás una entre un millón, posiblemente más… pero lo cierto es que 15 personas salvaron la vida al unísono gracias a los caprichos del ¿destino?…

tp-nw-odm_newham_022-i-00-001.previewTodo sucedió en , . Nos remontamos al 1 de marzo 1950. A las 19,25hs de un miércoles, la Iglesia del pueblo explotó por un escape de gas. La deflagración fue mayúscula, dejando el templo y alrededores hecho pedazos. Hasta aquí nada fuera de lo común. Lo verdaderamente sorprendente es que todos los días, a las 19,20hs se reunían los miembros del coro para su práctica diaria. Ninguno estaba allí… ¿que sucedió?

Por la tarde, el reverendo Walter Klempel había ido a la Iglesia para tener todas las cosas listas para la práctica del coro. Encendió el horno – la mayoría de los cantantes tenían la costumbre de llegar alrededor de 7:15, y hacía frío en la iglesia – y se fue a casa a cenar. Pero a las 7:10, cuando llegó la hora de volver de nuevo a la iglesia con su esposa y su hija Marilyn Ruth, resultó que el vestido de la pequeña estaba manchado. Esperaron mientras la señora Klempel planchada otro y por lo tanto todavía estaban en la casa cuando ocurrió.

Ladona Vandergrift, estudiante de segundo año de la escuela secundaria, estaba teniendo problemas con un problema de geometría. Sabía que la práctica estaba a punto de comenzar e iba apurada de tiempo. Pero se quedó para terminar el problema, pese a que no era normal en ella. Royena (la hermana de Ladona) estaba lista, pero su coche no arrancaba. Así que le pidió que la llevara, pero andaba todavía enfrascasda con el problema de geometría, así que tuvo que esperar…

f74870bf-7352-5c9d-8806-aa36cdb02238.preview-300La historia de Sadie Estes fue la misma que la de Royena. Simplemente su coche se negó a arrancar… La señora Leonard Schuster normalmente llegaba puntualmente a las 7:20 con su pequeña hija Susan. Pero esa noche en particular la señora Schuster tuvo que ir a casa de su madre para ayudarla a prepararse para una reunión misionera.

Herbert Kipf, tornero, siempre estaba allí antes de la hora, pero había recibido una carta importante y tuvo que aplazar el ensayo. Era una noche fría. Y el taquígrafo Joyce, simplemente se sentía “perezoso” y aguantó en casa calentito hasta un minuto antes de salir. Ya se dirigía allí cuando sucedió la .
Debido a que su esposa estaba fuera, el maquinista Harvey Ahl estaba al cuidado de sus dos hijos. Iba a llevarlos al ensayo con él pero se entretuvo hablando con uno de ellos y cuando miró el reloj, vió que ya era tarde. 

Marilyn Paul, la pianista, tenía previsto llegar media hora antes. Sin embargo, se quedó dormida después de la cena, y cuando su madre la despertó a las 7:15 sólo tenía tiempo para arreglarse y salir a toda prisa. La sra FE Paul, directora del coro y  madre de la pianista, llegó tarde simplemente porque estaba aún esperando a su hija que se había quedado dormida…

127126Las chicas de secundaria Lucille Jones y Dorothy eran vecinas y habitualmente iban a ensayar juntas. Lucille estaba escuchando un programa de raio que la tenía enganchada y perdió el hábito de la puntualidad porque quería escuchar el final. Su amiga Dorothy aún la esperaba.
A las 7:25hs, un fuerte estruendo se escuchó en todos los rincones de Beatrice. La Iglesia Bautista de West Side había explotado. Los muros cayeron hacia el exterior, el techo de madera pesada se estrelló hacia abajo. Pero debido a cuestiones tales como un vestido sucio, una siesta, una carta sin terminar, un problema de geometría o un coche parado, todos los miembros del coro llegaron tarde – algo que nunca había ocurrido antes. Y esto es muy importante en esta historia. Siempre todos eran escrupulosos con la puntualidad.

Todos estos hechos desafían y lanzan un órdago a la estadística y la ciencia. Dado el lugar donde ocurrió el accidente la mayoría lo atribuyeron a “la causa divina”. “Ha sido un acto de Dios”, afirmaron. Pero lo más cierto (y este no es un caso aislado) es que parecen existir “fallos de programación” en el universo que provocan ciertos acontecimientos. Simplemente lo que tenía que haber sucedido no sucedió… juzguen ustedes mismos… demasiada .

Imágenes: Flickr, Wikicommons

7 COMENTARIOS

  1. Una afortunada coincidencia, como esos fusilados que sobrevivieron milagrosamente al pelotón. Los creyentes verán la intermediación de una mano divina. Esa intermediación no resulta muy efectiva en otros casos, cuando los terremotos, las inundaciones, la injusticia, el hambre o la guerra se abaten sobre pueblos inocentes y masacran pueblos enteros. No creo que en estos casos nadie con poderes tan grandes ande de vacaciones o mire a veces, de forma intermitente, para otro lado.
    Pura casualidad.
    Un saludo.

    • Yo por supuesto no lo atribuyo a la providencia divina (iría en contra de mis principios,jeje) pero si apuesto a que en esta maquinaria tan perfectamente engrasada, suceden bugs que alteran el normal funcionamiento de las cosas. Lo realmente sorprendente es que esos casos han sucedido en otros términos y condiciones y por tanto no son hechos aislados. Es como si algo que tenía que suceder, simplemente no sucedió… y si vivieramos en un contexto cultural del ocasionalismo islámico sería más comprensible pero no en nuestra cultura. Algo falla de vez en cuando…
      Un saludo

    • Si son más felices atribuyendo el milagro a la mano de Dios, adelante. Pero yo personalmente pienso que hay “algo más” detrás de todo esto…
      Un saludo Oscar

  2. Me he perdido este post por que justo estaba cuidando de mi madre y sin conexión.
    Me encantan estas “Casualidades” Estoy de acuerdo, las cosas suceden y los humanos necesitamos explicárnoslas. Y cada cual se lo explica como puede.
    La explicación tuya es la más convincente para mi. Soy creyente, pero no creo en intervenciones divinas de ninguna clase en los asuntos humanos. Si así fuera sería totalmente injusto e incompatible el no hacerlo con todas las desgracias que ocurren día a día en nuestro planeta llamado “Tierra”. Bss

  3. Tú lo has dicho, Katy. Cada cual le busca una explicación en base a sus creencias y entorno cultural. Pero lo más cierto es que estos hechos que desafían a la lógica suceden con mucha frecuencia… Bss

Amigo de HDNH, puedes dejar tu comentario ;-)