Mujeres matemáticas en la Historia

45
¿Entienden las matemáticas de sexo?, ¿Son los misterios matemáticos algo reservado exclusivamente a los hombres? ¿Porqué a lo largo de la Historia han sido tan pocas las mujeres que hayan destacado en una Ciencia tan antigua?. Si repasamos la lista de los matemáticos más influyentes, Pitágoras, Arquímedes, Newton, Euler…, un hecho parece incuestionable, entre ellos no aparece ninguna mujer. La culpa no es de la matemática, ni tampoco de las mujeres, sino de las estructuras sociales que la han alejado de esta y de cualquier otra Ciencia a lo largo de siglos.
Antes del siglo XX, es muy difícil encontrar mujeres matemáticas con aportaciones de primera línea. Lo realmente sorprendente es encontrar alguna en unas sociedades en las que el papel atribuido a la mujer, y por tanto su educación (incluso en las clases privilegiadas) las impedía acercarse al universo científico, limitando su educación a una cultura musical y literaria, en el mejor de los casos, claro. Las contribuciones de la mujer al mundo de las matemáticas tienen doble valor, porque se produjeron en entornos adversos, e incluso hostiles, llegando incluso al heroísmo.
La primera mujer matemática de la Historia es casi tan antigua como el mismo término, atribuido a Pitágoras. La vida de Pitágoras está envuelta en la leyenda. Nacido en la isla de Samos, viajó por Egipto y Mesopotamia, y por fin se afincó en Crotona, al sur de Italia. Los pitagóricos constituían una sociedad secreta de carácter religioso y filosófico, en la que la propiedad era comunal, y hombres y mujeres disfrutaban de los mismos derechos. Una de las 28 discípulas de Pitágoras era la joven Teano, la hija de Milón, el Rey de Crotona y vencedor en 12 Juegos Olímpicos. Al parecer, la alumna más brillante, que acabo casándose con el maestro, y tras la muerte violenta del mismo, acabó dirigiendo la Orden Pitagórica. Su régimen comunitario, los hacía compartir no solo los bienes materiales, sino también los conocimientos. Con lo dicho, podemos ver que Pitágoras no era un machista al uso, sino todo lo contrario, un rara habis en la época.
La madre de Platón era también una discípula de la filosofía pitagórica, y quizá por eso, en la Academia de Platón estudiaron algunas mujeres, aunque todas extranjeras. En Atenas, cuna de la civilización occidental, las Leyes impedían la presencia de la mujer en las reuniones públicas. Si Pitágoras y Platón defendían la igualdad de la mujer ante la Ciencia, Aristóteles es el primer machista declarado de la Historia. No solo decía que la mujer era un ser inferior, sino que llegó a afirmar que tenía incluso menos dientes que el hombre, ahhh, con el poco trabajo que le hubiese costado echar una ojeada a la mandíbula de su propia esposa…, pero lo peor de todo, es que sus teorías científicas y filosóficas van a perdurar durante más de dos mil años.
Uno de los más famosos discípulos de Aristóteles, Alejandro Magno, funda Alejandría en el Delta del Nilo. Siete siglos después de su fundación, el museo alejandrino va a vivir su último momento de esplendor por obra y gracia de la única mujer que por más de quince siglos, aparecerá en los libros de Historia de las matemáticas, Hipatia. Su padre era un matemático y astrónomo del museo, y la proporcionó una educación científica esmerada. La joven, en sus viajes a Roma y Atenas, deslumbró con su inteligencia a cuantos la conocieron. De vuelta a Alejandría, se dedicó a dar sus lecciones de matemáticas, filosofía y mecánica. Fruto de estas lecciones son sus tratados sobre las tres grandes obras matemáticas más populares de la Historia; la Aritmética de Diofanto, los Elementos de Euclides (fundamento de la geometría), y el Tratado de las Cónicas de Apolonio de Pérgamo.
Pero Hipatia, también fue una excelente astrónoma. El Astrolabio fue muy popular entre los astrónomos hasta bien entrado el siglo XVIII, y sirve para medir la altura del sol y de las estrellas, y era por tanto, una herramienta imprescindible para la navegación marítima. Ella sabia no solo su funcionamiento, sino también como construirlo. Su final no pudo ser más dramático, y es de hecho, la primera mártir de la Ciencia en manos del fanatismo religioso. Murió descuartizada en plena calle de Alejandría por unos monjes de la Iglesia Cristiana de San Cirilo. Su defensa del racionalismo científico griego le costó la vida. Su muerte marcó el comienzo de más de un milenio de oscurantismo para la Ciencia.
Habrá que esperar más de 1.300 años, para volver a encontrar a una mujer impartiendo clases de matemáticas, y fue en 1748, en la Universidad de Bolonia. Se trataba de la joven de 30 años, Maria Gaetana Agnesi, que poco antes había publicado un libro fundamental sobre el cálculo integral y el diferencial. Muy pocos matemáticos en Europa dominaban este nuevo cálculo, y en las instituciones se convirtió en el libro de texto más popular durante más de 50 años. No solamente fue una gran matemática, sino que era muy cultivada, y hablaba perfectamente más de siete idiomas.
En el verano de 1686, Isaac Newton, va a regalar a la Humanidad una de las joyas más preciosas de la Historia de la Ciencia, Los Principios Matemáticos de la Filosofía natural, una explicación matemática del sistema del mundo, del funcionamiento del Universo. Newton desvela que la fuerza que hace caer todos los cuerpos hacia el suelo, es la misma que mantienen a la Luna y los Planetas en sus órbitas. Había descubierto la Ley de Gravitación Universal.
Otra mujer excepcional, va a ser la que va a extender sus ideas físicas por el continente, la Marquesa de Chatelet. Nacida en plena Corte de Luis XIV, el Rey Sol, su padre era el jefe de protocolo del Rey. A los 27 años, tras el nacimiento de su tercer hijo, se retira junto a Voltaire a un castillo, y entre los dos convertirán ese apartado lugar en uno de los focos culturales más brillantes de Europa. Junto al gran filósofo francés descubrirá las obras de Descartes y Newton. Publicó un libro, Ilustraciones de Física, pero su obra cumbre, es la traducción al francés de los principios de Newton, a los que añadió unos comentarios y explicaciones brillantes. Por cierto, es la primera y única traducción francesa hasta la fecha. La moda de los Cafés en París no es reciente, nació hacía 1730. En uno de ellos, se reunían los matemáticos y científicos a discutir de filosofía. Estas tertulias estaban vetadas a las mujeres, y las únicas que podían entrar a los Cafés eran las cortesanas, y la Marquesa de Chatelet, claro, pero tenía que hacerlo disfrazada de hombre….
Pero si la Marquesa tuvo que disfrazarse de hombre, otra francesa, quizás la mujer más brillante en la Historia de las matemáticas, tuvo que adoptar la identidad de un hombre para poder dar a conocer sus descubrimientos matemáticos, y esta vez no es una aristócrata, se trata de Sophie Germain, una mujer autodidacta en plena Revolución Francesa. Tuvo que aprender por sí misma, y además, a escondidas de sus padres, y Sophie adoptó la identidad de un antiguo alumno de la Escuela Politécnica de Paris (no creo que haga falta recordar que no admitían mujeres), para conseguir los materiales y problemas, y para presentar sus propios resultados y trabajos. Quedaron impresionados por la brillantez y los trabajos de este supuesto hombre, y se empeñaron en conocer a tan notable alumno. La sorpresa de los catedráticos debió ser enorme, su alumno más brillante era una mujer autodidacta…
En el siglo XIX seguía siendo difícil para una mujer, ser tenida en cuenta en los círculos científicos. Un Oficial de artillería del Zar, se va a llevar un gran disgusto; por segunda vez su mujer da a luz una niña, Sofía. En su casa de campo, su padre calculó mal la cantidad de papel necesario para empapelar las paredes de la casa, y Sofía tuvo que vivir muchos años en una habitación empapelada con las conferencias de un matemático ruso sobre cálculo diferencial e integral. Las Universidades rusas, como no, prohibían en esa época el acceso de mujeres a sus aulas, y tuvo que recurrir a un matrimonio ficticio para poder estudiar en el extranjero. Desde entonces se la conocerá como Sofía Kovalevskaya, pero la Universidad de Berlín le negó la posibilidad de leer los trabajos de su Tesis. Tuvo que esperar 10 años para conseguir una plaza como profesora, y para ello tuvo que irse a la recién fundada Universidad de Estocolmo. Cinco años antes de su muerte, Sofía vio recompensados los esfuerzos de toda una vida luchando contra una comunidad científica hostil con las mujeres. La Academia de Ciencias de París le otorgo su mayor reconocimiento, por un trabajo sobre la Rotación de un Cuerpo Rígido alrededor de un punto fijo, problema ante el que habían fracasado matemáticos tan notables como Euler, pero fue un reconocimiento tardío y escaso para una de las mentes más brillantes del siglo. No se presentó a recogerlo…
La gran Marie Courie, consiguió algo mucho más importante que el descubrimiento de la Radioactividad. Por primera vez en la Historia, los círculos científicos abrían sus puertas de par en par a una mujer. Cuanta mujeres científicas olvidadas recibían en Marie Courie, el acto de justicia que se le había negado. Ada Lovelace, Mary Somerville, Grace Chisholm Young, Emmy Noehter, Grace Murria Hopper, Emma Castelnueovo, Edna Paisano… nuestro homenaje a todas ellas….

Comentarios45 comentarios

  1. Felix,recibe mi más cordial enhorabuena por este post,homenaje justo a la inteligencia femenina,que siempre estuvo presente a lo largo de la historia.

    La mujer ha sufrido en silencio la imposición y el olvido,pero nunca se dio por vencida,porque sabía que además de mente y corazón tenía en sus manos el milagro de la vida.

    Has repasado la historia generosamente y la vida te lo agradece por ser bien nacido amigo.

    Disculpa si he faltado,pero leeré tus anteriores post,te lo prometo.
    Mi agradecimiento y mi abrazo,amigo
    M.Jesús

  2. Hola Féliz, Bellísima forma de resumir todo un tratado de machismo que durante siglos excluyó a la mujer en muchos aspectos.Las matemáticas son la punta del alfiler de otras tantas exclusiones. Ir disfrazadas de hombres para acceder a sitios reservados para ellos debió de ser tremendo. Madame Curie tras recibir dos premios Nobel y acceder como primera profesora a la Universidad de Paris a la cátedra de física gracias a la muerte de su marido que ostentaba esta cátedra, abre las puertas de la ciencia y oportunidad a las mujeres de acceder a la Universidad.
    Es lo quiene nacer en una época u en otra.
    Gracias por este magnífico resúmen.
    Un beso

  3. ¡Ay, qué injusta ha sido la historia y la sociedad con las mujeres!
    Tú lo has dicho, no es que nuestro intelecto sea de inferior calidad, ES QUE NO NOS HAN DEJADO CULTIVARLO!!! (perdón por las voces).
    Grandes ejemplos de magníficas científicas nos traes, Félix.

    Un beso, paisano.

  4. MAJECARMU…

    Es justo y necesario rendirles el tributo que se les negó a lo largo de los siglos. Quedas disculpada, aunuqe no lo necesitas, y soy yo el que te agradece enormemente el interés por leer en este blog.

    Mi agradecimiento a ti, amiga.

    Un beso y que tengas feliz semana.

  5. Querida Katy..

    En primer lugar, siento muchísmo que algunos indeseables que no se representan ni a sí mismos ensuciaran tu blog de esa manera. Pero como tu dijiste ellos mismos se retratan. No quise entrar al trapo porque sabía que la iba liar gorda, y preferí no avivar la llama…
    Como bien dices, esa Catedra de la Sorbona significó un antes y un después para la mujer en el ámbito científico. Es lo que tiene, sí, yo soy yo y mis circunstancias.

    Un beso amiga, y gracias a ti.

  6. Elena…

    ¡Cuan injusta ha sido en verdad¡ No te falta razón. Tantas cortapisas y tanto machismo nos han privado de poder recordar y disfrutar de muchas mujeres en la Historia que permanecieron en el anonimato.

    Un beso, paisana, y que tengas dulce semana.

  7. Muy buen post y muy completo…Después de ver Ágora se me quedó marcado el momento en que su padre hablando con sus amigos decía que no veía a Hipatia sometida a un hombre y dejando de investigar. Es padre fue un adelantado a su tiempo…

    Muchos besitos Félix.

  8. Querido Félix, magnífico homenaje el que nos presentas hoy, un campo más en el que si existen mujeres relevantes pero no son reconocidas en su justa medida.
    Me ha encantado la aclaración de Pitágoras, Platón y Aristóteles respecto al machismo.
    Muchos besos.

  9. Querida Nikkita…

    Gracias por tus palabras. Sin duda, el amigo Aristóteles era un machista de cuidado. No así como Pitágoras y Platón. En fin, que se le va a hacer, eso ya pasó, y lo importante es que hoy en día ya se le reconocen a la mujer sus logros…

    Muchos besos.

  10. Oh, monsieur, madame la marquise de Chatelet! Me he sentido como en casa. Como me gusta encontrarme con viejos amigos.

    En cuanto a los griegos, ciertamente eran un pelin machistas, asi que fue una suerte para la joven Teano que Pitagoras no lo fuera.

    Con que teson se ha intentado siempre, siglo tras siglo, de apartar a la mujer de los numeros!

    Feliz dia, monsieur, muy buena entrada nuevamente.

    Bisous

  11. Hermoso homenaje a la mujer, que pocas veces se han visto mujeres tan extraordinarias reflejadas donde relmente merecian.
    Muy buen post, felicidades Felix.
    Besinos.

  12. Hola Felix!! Magnífico post, aún disfrazadas las mujeres siempore brillaron. No es porque soy feminista sino que admiro la inteligencia, la capacidad de aprender, de cultivarse en los dos sexos por igual. Gracias por dignificar lo que otros hombres ignoraron. Y lo de Aristótles con respecto a los dientes, alguna mujer tendría que haberle dado algún mordizco, por Dios….
    Besosssss

  13. Los primeros que vetaron a la mujer fueron los dioses.
    Es un extigma que llevamos desde la fundación del Mundo.
    Queda poco para la liberación total (creo).
    Un abrazo y gracias por tus entredas tan interesantes y cultos

  14. Fabia…

    ¡Hola querida amiga¡ Dichosos los ojos que te leen. Me da mucha alegría pases por aquí. Que pena, que tantas mujeres hayan quedado en el ostracismo debido a la sociedad en la que vivían, que pena…

    Besinos, y que tengas una dulce semana.

  15. Hola Cielo, Me parece un recuento muy bueno de esta relación entre ciencia-machismo y el papel de la mujer para sortear las dificultades a su paso. Considerando que es un repaso por varios siglos de historia de la ciencia creo que el resultado final es una exposición sucinta y bien lograda.

    Cómo ya he comentado alguna vez, hay estructuras sociales que perduran a lo largo del tiempo y el machismo es una de ellas, estándo presente con mayor fuerza en algunas sociedades y en épocas históricas. Al respecto, sobre todo en los países latinoamericanos es un clásico escuchar expresiones de los padres refiriéndose a las hijas: “para que estudia si luego se va a casar”, y no me refiero a los tiempos de Pancho Villa, sino a nustros días.

    Finalmente me uno a lo señalado de que es importante resalatar la importancia de los méritos de las mujeres en todas las ciencias -no sólo en las matemáticas- donde se deben enfrentar a una comunidad científica en la que ma mayoría de sus integrantes son varones y que en buena medida siguen monopolizando la validación de los paradigmas científicos.

    Besito maorí -con cariño- para ti.

  16. He aprendido “un kilo” leyendo este post ¡ y eso es lo rico de este blog, uno aprende! y más orgullosa me siento ( si es que eso es posible) de mis genes femeninos. Felicito a Sofía por no haber ido a buscar el premio. Y felicito a cada una de estas mujeres por no haber abandonado su vocación a pesar de los enormes obstáculos. Cada vez más se develan los sesgos, ocultamientos, falsedades y distorsiones de la historia. Y te felicito a ti Felix,por contribuir a visualizar aquellos aspectos y personas que fueron ignorados por la historia oficial, esa historia de los poderes imperantes con una sola manera de ver e interpretar.

    Un cariño enorme para ti!

  17. Tani…

    Excelente aportación la que nos dejas hoy. Me sorprende sobremanera que todavía en ciertas estructuras familiares se pueda escuchar esa frase de “para que va a estudiar, si luego se va a casar”. Y no digo que me sorprenda porque no lo vea, que lo sigo viendo, sino que lo que me sorprende es que a estas alturas del siglo XXI siga habiendo mentes tan cerradas. Pero me temo, que seguirá siéndolo así. La tristeza en la que me sume todo este asunto, es que muchísimas mujeres, por el simple hecho de su género, se han perdido a lo largo de la Historia y han pasado desapercibidas totalmente. A todas ellas, a las que recordamos, y a las que no tuvimos la suerte de conocer, debemos estar agradecidos. Y no solo a las mujeres, sino a los hombres de bien que lucharon por construir un mundo mejor y más humano.

    Un beso maorí para tí.

  18. Estimada Eva…

    Gracias como siempre por tus palabras. Por supuesto que debes sentirte orgullosa de tus genes femeninos, como yo de los míos masculinos, pero más orgullosos debemos sentirnos si somos personas, independientemente de nuestro género, que apostamos por la vida y la paz en nuestro planeta. Por la concordia. Nuestro homenaje a todas ellas, es que siempre permanezcan en el recuerdo, y sobre todo, en los libros de Historia, esos a los que también les estaba negada la entrada.

    Un beso con cariño y que tengas una dulce semana.

  19. Joé qué interesante…
    yo, más bien de letras pero he aprendido el gran papel de la mujer en la investigación y en la ciencia en general.
    Madame Curie, e Hipatia (gracias a la peli Ágora, claro) eran las únicas mujeres científicas conocidas por mi… Ah! y Doña Catalina, mi maestra, que me tuvo toda una tarde escribiendo la tabla de multiplicar del siete hasta que llené tres cuartillas de dos rayas. Año… ni se sabe.

  20. Jose A. Bejarano…

    ja,ja, como siempre tú tan locuaz… Pues yo pienso que Doña Catalina te quería mucho porque ya sabes la frase de “quién bien te quiere te hara llorar” y “las letras y los números con sangre entran”…je,je,. Año de la frase… ni se sabe.

    Un fuerte abrazo.

  21. Salvador…

    Quedo muy agradecido por tu estimada visita y tus palabras. Pero ya quisierá yo tener la capacidad literaria que derrochas en tu blog. Te suelo seguir con frecuencia, y me deleito con tus magníficas poesías.

    Recibe un fuerte abrazo

  22. Hola, mi querido Félix.
    Existen todavía en estos tiempos, hombres que creen haber descubierto que las mujeres ¡tenemos cerebro e inteligencia!, y lo reconocen, no les queda más remedio, porque claro, es que nunca fuimos listas, sólo lo somos desde hace poco tiempo. Evidentemente, este país sigue siendo machista, pero no meto a todos los hombres en el mismo saco, por supuesto.
    Como bien dices en esta estupenda entrada, la mujeres siempre hemos tenido inteligencia; los hombres nos han vetado el acceso a la ciencia y a los conocimientos -por envidia, celos, miedo a resultar inferiores ante las “hembras”, porque siempre se nos consideró como seres con menos valor que una piedra; ¡cómo íbamos a ser intelectualmente superiores al hombre fuerte, el macho, dominante de la especie!-
    Creo que a las mujeres se nos debe valorar en su justa medida: ni más ni menos que a los hombres, sólo con respecto a sus aportaciones al conocimiento y a la creación de un mundo mejor.
    Besos y abrazos!

  23. Querida Carolina…

    Si, parece ser que muchos piensan que la inteligencia de la mujer viene de poco a esta parte. Muy acertados como siempre tus comentarios, y, sobre todo, me quedo con tu última reflexión, ni más ni menos inteligentes, sino iguales en pos de una Humanidad mejor.

    Besos y abrazos¡¡

  24. Un justo y merecido homenaje, perfectamente documentado y expuesto.
    A lo largo de la historia han existido claras evidencias de lo estúpido que puede llegar a ser el ser humano. Impedir a las mujeres el acceso a los conocimientos, por el hecho de ser mujeres, es una de ellas.

    Enhorabuena, Félix. Un gran artículo.

    Saludos.

  25. Felix…

    como siempre… que buen post!!! y no lo digo por dignificar el anonimato de la mujer desde tiempos antiquísimos… sino por lo completo de los datos en este espacio tan resumido!!! sinceramente agradecida y muy feliz de leerte!!!

    hermosos días amigo querido!!!

    beso!!!

  26. Si estas mujeres vivieran querido amigo, se hubieran sentido agradablemnte reconfortadas del homenaje que les has brindado en estas líneas.
    No hay duda que la intolerancia, la ignorancia, el ostracismo y el temor a lo diferente ha hecho que grandes mujeres queden relegadas y que sólo parezca que el mundo era sólo para que brillaran los hombres.
    Un beso amigo

  27. Orianna…

    Es lo menos que podemos hacer por ellas, no más que darles un pequeño homenaje, pero lo más importante es que nunca las olvidemos y los libros de Historia tampoco. Estoy totalmente de acuerdo con tu reflexión.

    Un fuerte beso, amiga.

  28. Me ha encantado el post, Félix. Acertada la cita de S.K.: en este caso “acercar” (entrecomillas) las matemáticas a la poesía…
    Como anécdota, un día hablando con una compañera de biología descubrí que no conocía a Margarita Salas 🙁
    (Sin comentarios).

  29. VerboRhea…

    Es una cita muy hermosa la de S.K. cierto. Una pregunta ¿y esa compañera tuya de Biología solía ir a clase?ja,ja, mira que no conocer a Margarita Salas estudiando lo que estudía. Pues a esta señora, afortunadamente, se la conoce y muy bien, por todo el mundo.
    (Sin comentarios)

    Un beso y feliz finde.

Amigo de HDNH, puedes dejar tu comentario ;-)