Los Manicomios y la locura, una historia de dolor

76
La palabra “loco” en el transcurso de la Historia se ha utilizado demasiadas veces contra personas que padecían enfermedades que en su momento la Medicina no alcanzaba a comprender. Ya, en la última parte de la Edad Media, los manicomios fueron creados para “quitar” de las calles a personas con enfermedades mentales. En realidad, estos “manicomios” eran cárceles. Rodeados de suciedad y oscuridad, los tenían encadenados como animales, y así eran tratados…
Luego, en 1792, en un asilo de París, se llevó a cabo un experimento. Les fueron retiradas las cadenas a los internos, y ante el asombro de los escépticos de la época, el desencadenamiento de estos “animales” fue un éxito. Se dieron cuenta que una vez que los presos eran liberados de las cadenas, les limpiaban las celdas, los mantenían en habitaciones soleadas en lugar de celdas oscuras, y se les trataba con cariño como a otra persona mas, muchos de ellos -considerados locos de remate- fueron capaces de dejar el “asilo” como consecuencia de su recuperación.
Algunos de los tratamientos iniciales para tratar de curar a los enfermos mentales eran sólo torturas… En el siglo XIX, los manicomios ingleses utilizaban un dispositivo rotatorio en el que hacían girar al paciente a una velocidad vertiginosa ¿?. Otro tratamiento consistía en marcarle la cabeza con un hierro al rojo vivo. Se suponía que así recuperaría el sentido…
Luego, en 1905, el descubrimiento de las bacterias de la sífilis demostró que podría haber una causa física para los trastornos mentales. Pronto Sigmund Freud llegó, y él y sus seguidores demostraron que la enfermedad mental puede ser también una resultado de factores medioambientales o traumas. Pero incluso después de estas formas alternativas de ver y entender la enfermedad mental, junto con los avances científicos de la época, la población en general, a principios de 1900, todavía no tenía una comprensión real de estos trastornos. La mayoría de la gente veía los hospitales psiquiátricos como lugares de miedo y horror.
Las cadenas, las torturas, las camisas de fuerza, el hacinamiento, la mala alimentación, el trato denigrante y otras lindezas fueron remitiendo aunque muy lentamente. Es fácil entender que en esas condiciones era difícil recuperar a un paciente para que pudiera hacer vida normal.
Hoy, por supuesto, tenemos una comprensión mucho mejor de salud y enfermedad mental. Es difícil de creer que la tortura fuese un tratamiento para la enfermedad mental antiguamente, pero hay ¡tantas cosas difíciles de creer en la Historia¡ Hoy en día tenemos medicamentos , tecnología y otros tratamientos para ayudar a curar a los enfermos mentales. Tal vez algún día la ciencia será capaz de darnos una mejor comprensión e incluso respuestas a las causas de estas alteraciones en toda su amplitud. Es uno de los retos que tiene la Medicina por delante: la comprensión de nuestro cerebro, tarea mucho mas ardua y prioritaria de momento que el conocimiento del Universo…

 “Si la gente nos oyera los pensamientos, pocos escaparíamos de estar encerrados por locos…” (Jacinto Benavente)

Comentarios76 comentarios

  1. Me gusta la palabra “LOCO/LOCURA” porque siempre he pensado que lo llevo por dentro….

    Otra cosa son las enfermedades mentales, no he podido dejar de pensar en aquellos tratamientos donde los pacientes eran maniatados y enchufados a máquinas para recibir choques eléctricos… que horror!.
    La propia palabra suena denigrante: manicomio…

    Afortunadamente las cosas han ido cambiando para bien de todo, y la ciencia (después de mil errores) se ha humanizado. Hoy contamos con una sensibilidad moral que antes no existía.
    Me aterra pensar en la vida de todas esas personas que pagaron los errores de mentes inconscientes.

    Gran entrada la que nos regalas hoy,
    BEsos Felix!
    Buen Inicio de semana,

  2. Silvia…

    Se puede estar loco por amor, por vivir la vida, pero no utilizar en tono denigrante. Estoy de acuerdo contigo en ese aspecto, y ademas, ¡bendita locura de vivir y soñar¡ Las terapias de choque con descargas electricas siguen usandose hoy en dia en numerosos lugares para tranquilizar a los pacientes durante unos dias, hasta la proxima sesion…
    Muchos han sufrido la ignorancia y han acabado en oscuras celdas…

    Gracias, besos y que tengas una feliz y “redonda” semana¡

    • ¿Bendita la locura de vivir y soñar? que inapropiado en el contxto que lo has usado. Queda claro que la solución a la “locura” sin importar su causa se reduce a la tortura. ¿Cómo podría entonces ser bendita? Es seguro que, en el caso de ser internado por una supuesta locura de vivir y soñar, el arrepentimiento de tal paciente lo llevaría a odiar con todas sus fuerzas esos conceptos.
      ¿Acaso no es la vida y el libre sueño lo que se anhela?

  3. “Ni son todos los que esta´n ni están todo los que son” Eso se decía antes y creo que es así. Hay diferentes locuras y dependiendo de quien tenía el mando y elk poder así te tildaban de loco o cuerdo y te quitaban sin más de en medio. Normalmente si alguien se sale de los que llamomos en la sociedad de “convencional” le tildan de loco. Y si no meremos los genios de la humanidad…
    Así que cuidate mucho 🙂
    Besos y feliz semana.
    Enhorabuena por esta entrada tan llena de locuras.

  4. Katy…

    jajaja, que ideas se te ocurren¡ Tienes razon, todo depende de quien establezca la cordura o la locura, y el “mando” de cada epoca asi lo determinaba. ¿Cuantos llamados locos han contribuido al avance de las ciencias y la humanidad? pero solo eran diferentes…

    Gracias y feliz semana querida Katy.
    Besos

  5. Muy interesante, precisamente veia hace poco la pelicula “the jacket” con Adrien Brody (a psychological thriller film)…..si no la has visto te la recomiendo!….

    Y bueno hoy en dia se le juzga a una persona por “loca” hasta por depresión y que ni se enteren que tomo anti-depresivos!!! ignorancia…

    Por otra parte, si AMAR demasiado es locura… Me declaro LOCA DE POR VIDA!!! ♥

    Besos Felix 🙂

  6. La investigación del cerebro aún está en sus inicios y me parece a mí que desde la ciencia hay muchos prejuicios para enfocar según qué fenómenos y qué hipótesis de trabajo.

    🙂

  7. M@R…

    Uy¡ no he visto esa pelicula, asi que me la apunto para esta semana. Gracias miles.
    La ignorancia de algunas personas lleva a pensar que la depresion es un modo de locura, y es la enfermedad mas extendida en el siglo XXI. Es un absurdo que haya mentes retrogradas que piensen asi…
    ¡Yo tambien me declaro LOCO por el amor¡

    Besos, M@R 🙂

  8. que terrible es presenciar a alguien en estos estadios de insanía mental

    es muy frustrante y desolador

    cosa distinta de quienes padecen otros signos y enfermedades asociadas al ánimo como son la polaridad o la esquizofrenia

    que también son bastante preocupantes

    pero hay “locuras” o arrebatos sanos , como mantenerse optimista
    y enamorados

    besitos de luz
    excelente post nos abres para el conocimiento y reflexión Felix
    ten una excelente semana

  9. Todos tenemos cierto grado de locura, pero estoy contigo que es una palabra que se ha usado demasiado y muy mal. Es desconocimiento y el miedo es peor que cualquier enfermedad mental. Fantástico post.
    Un beso enorme

  10. elisa…

    Son muchas personas que sufren en silencio, en sus adentros…, y como bien apuntas, hay muchas enfermedades debido a trastornos cerebrales. Sin ir mas lejos, por citar una, el Alzehimer sigue aun lejos de saberse su causa real, independientemente de la degeneracion de las celulas.
    Y claro, tambien hay “locuras” maravillosas 🙂

    Gracias, te deseo una feliz semana.

    besitos de luz

  11. Debe haber sido terrible en la época que relatas, sobre todo cuando no había cura para la sífilis que producía demencia en las personas. Yo comparto mucho la opinión de Erick From, cuando habla de las necesidades económicas como fuente de inestabilidad emocional y mental. Interesante de suyo este artículo. Besos Félix.

  12. Aida…

    Muy interesante el aporte de este gran psicoanalista que nos dejas. Actualmente, la inestabilidad economica es causa de muchos trastornos emocionales y mentales. Muy buen apunte, Aida.

    Besos

  13. laMar…

    La palabra “loco” en sentido peyorativo se ha utilizado con mucha ligereza a lo largo de la Historia. Tu lo has dicho, la ignorancia es la peor de las “enfermedades”… Gracias.

    Un beso enorme 🙂

  14. Muy buena entrada, Felix, que nos hace ver en perspectiva hasta qué punto se ha maltratado por ignorancia a los enfermos mentales a lo largo de la historia. La ciencia ha avanzado mucho, por desgracia la sociedad muchas veces no tanto, de ahí que las persona con algún trastorno mental se sigan viendo en demasiadas ocasiones incomprendidas por su entorno.

    Besos.

    PD: dejemos la “locura” para los arranques de genialidad. ¿Qué sería de nosotros sin ella? 😉

  15. Olvido…

    Por supuesto que esos arranques de genialidad son una bendita locura. Pienso como tu ¿que hariamos sin ella?
    Han sido millones de personas las vilipendiadas a lo largo de la Historia por desconocer la causa de sus males y, como bien apuntas, hay demasiados prejuicios en esta sociedad hacia las personas que son simplemente como nosotros: autismo, down…etc. Demasiada discriminacion…

    Besos¡

  16. Hola Fe4lix!! Muy buen post amigo. Locura es una palabra dura que muchas veces se toma a la ligera. Con màs razòn si nos remontamos a la antigüedad. esas torturas terribles, la mala vida que le hacían llevar los enfermaba màs. La ciencia ha avanzado mucho en lo que se refiere a enfermedades mentales y espero, que siga por ese camino.
    Ya te voté amigo!!
    Besosssssssss

  17. Hola Gabriela¡¡

    tss, que no se entere nadie. Yo tambien te vote, pero no por cercania, sino porque lo mereces. Imaginate lo que debieron sufrir estas personas (como nosotros) en la antiguedad. Humillados, torturados y vilipendiados hasta extremos inhumanos. La Ciencia avanza, pero queda mucho camino por recorrer…

    Besossss

  18. Muy buena historia, como siempre.
    Coincido contigo al decir que la palabra “loco” como calificativo de un enfermo me causa algo de cosa, pero (en alguno caso) prefiero juntarme con gente loca y no con los tipos de la historia de ayer.
    Además, supongo que tienes razón y que algún día las cosas que hoy nos parecen normales, serán locura para los que vengan después, pero seguramente era lo mejor que podían hacer para la época.
    Por cierto, casualmente esta semana en mi blog estos hablando de las curas antiguas para ciertas enfermedades. Que coincidencia!
    Un Abrazo.
    Uriel

  19. Un gran paso el cambio de loquero por psiquiatra y psicólogo.

    Estar enfermo en ciertas épocas era tu perdición.

    Porqué será que aún recuerdo de niño un manicomio que había en Valladolid, un lugar de horror con el que nos metían miedo a los niños.

    Un abrazo.

  20. Este blog me lo reserve a lo último para leerlo con calma ya que la historia no sólo se lee, se disfruta y esto último quise hacer.

    Es impresionante la brutalidad del ser humano cuando está sumergido en la ignorancia, sólo de leer las barbaridades que cometían con estas personas me dan escalofríos. Y no hay que ir tan lejos, existen todavía lugares donde la gente vive de acuerdo a sus tradiciones y costumbres y se siguen cometiendo abuzos…y todo precisamente por la ignorancia.

    Excelente entrada. Besos!!

  21. Afortunadamente ya no se practican estas atrocidades, pero aún hoy, el enfermo mental es un enfermo de segunda clase.
    Los laboratorios NO INVIERTEN en investigar en esta clase de enfermedades.

    Un abrazo.

  22. Excelente entrada la que nos expones, sobre la “locura” y horribles los tratamientos que empleaban para tratarla. Espero y deseo la Medicina llegue plenamente a conocer y comprender nuestro cerebro.
    Enhorabuena por tu estupendo trabajo. Saludos
    P.D: Sigo de vacacacione, tus historias me hacen pasar un buen rato.

  23. Hola Félix, magnífico tema el de hoy. Mucho han cambiado las cosas, las más a mejor, pero hoy en día no hay sitios específicos para estas personas enfermas, de las cuales la mayoría acaba en las cárceles a falta de hospitales especializados.

    Un beso, paisano.

  24. Cuanta razón tenía Benavente.

    Aún hay mucho por hacer en
    las enfermedades mentales.

    Ahí tenemos el Alzheimer
    con millones de afectados.

    Ojalá que su investigación
    tenga fructíferos logros.

    Un abrazo enorme.

  25. Muy buena entrada, siempre nos haces reflexionar sobre tus historias.

    Y pienso que quizás todos estemos un poco locos.

    La mente humana nos es todavía una gran desconocida.

    Me quedo con las palabras de Don Jacinto… “Si la gente nos oyera los pensamientos, pocos escaparíamos de estar encerrados por locos…” Que gran verdad!!

    Un beso

  26. Uriel…

    Pues si, yo tambien prefiero andar con gente “loca” que con desalmados ignorantes y sin escrupulos. Parece que andabamos los dos pensando lo mismo :). Pasare por tu blog a leerte sin falta.

    Un abrazo

  27. SUSURU…

    Falta muchisimo por hacer en el campo de la Ciencia, pero de momento deberiamos ser mas tolerantes con aquellos que llamamos “diferentes”. Paradojicamente, tienen un corazon que no les cabe en el cuerpo…

    Un abrazo

  28. Chipilofan…

    Agradezco tu interes, pero no es la mejor forma ni la mas indicada para conseguir enlaces querido amigo. El hacer uso de estos habitos no es recomendable. Hay otras vias para ello…

    Un abrazo

  29. Senovilla…

    Solo el cambio de “denominacion” de loquero a psiquiatra ya dio un salto cualitativo enorme, porque ya se trataba como una enfermedad y no como una locura de atar. Curiosamente, de pequeño me ocurria lo mismo que a ti. Nos metian miedo para que no pasaramos por Alcolea (un barrio del area metropolitana de Cordoba) porque alli estaba el manicomio (la casa de los locos)… en fin…

    Un abrazo

  30. Gladys…

    Gracias por tus palabras querida amiga, es un placer para mi :). Tu lo has dicho, la ignorancia es la peor de las enfermedades. Nos tomamos la licencia de opinar y tratar temas que desconocemos aun a sabiendas de que estamos haciendo mal a los demas. Por desgracia es verdad que siguen ocurriendo ciertas tecnicas no adecuadas en muchos sitios, como las descargas electricas, algo que incluso se utiliza en España en pleno siglo XXI…

    Besos¡¡

    Postdata.- Ya tenemos nueva palabra para twitter #abuzos xD

  31. Bea…

    Son bichos raros, que son tristemente mirados de reojo por la sociedad. Tiene que haber un consenso entre la sociedad medica y los laboratorios para investigar mas y mejor este tipo de enfermedades. Quizas sea mas rentable invertir en viagras y cia…

    Un abrazo

  32. ANRAFERA…

    Gracias querido amigo. Ojala y algun dia se puedan desentrañar los secretos de nuestro cerebro y poder ayudar a muchas personas con enfermedades relacionadas con el.
    Me alegro de que sigas de vacaciones, disfruta de tu familia y el descanso merecido y la vuelta te esperamos.

    Un abrazo

  33. Elena…

    Ciertamente es asi. ¿Te acuerdas del manicomio de Alcolea? me metian miedo muchas personas mayores diciendo que alli estaban los locos. Como si fueran una especie de zombies o algo asi. Maldita ignorancia…

    Un beso paisana

  34. Marisa…

    Benavente no andaba muy equivocado. Has citado una enfermedad como es el Alzehimer, en la que queda mucho por aprender y avanzar. Para aquellas personas que lo sufren y las rodean es angustiosa…

    Un enorme abrazo

  35. Laura M. …

    Si todos acudieramos al psiquiatra de turno, a buen seguro que alguno “tara” tendriamos. La inteligencia y la estabilidad emocional perfecta en el ser humano es imposible de conseguir. Siempre hay anhelos, deseos, fracasos, traumas… que quedan grabados en nuestra memoria y nos hacen modificar conductas y habitos a lo largo de nuestra existencia.
    ¡Cuanta razon tenia Don Jacinto¡

    Besos

  36. Felix…
    Como siempre me ha gustado tu post, sabes un poquito de todo eh?
    La verdad que en esto de las enfermedades mentales nos queda muchísimo por descubrir, la esquizofrenia por ejemplo se diagnostica prácticamente por descarte de otras enfermedades…
    Seguimos usando el término “loco” para alguien cuyo pensamiento o comportamiento no nos parece normal, pero ¿quién dice qué es normal?¿el sentido común?¿lo que suele pensar la mayoría?¿siempre tiene razón la mayoría?
    Me ha encantado la cita de Jacinto Benavente.
    Besos

  37. Carmeeen…

    Te he echado mucho de menos. Ya contaras tus andanzas veraniegas :). A proposito de saber, tu sabes mas, que para eso estas todo el day estudiando maja. La esquizofrenia, como bien citas, es un descarte de otro descarte de otro descarte, y es una “etiqueta” muy socorrida para dar un diagnostico.
    Me ha encantado tu reflexion final. ¿quien es el cuerdo? ¿quien lleva la razon? ¿aquel que piensa diferente esta loco? todo esto es fruto de falta de empatia, ingnorancia y tolerancia hacia el projimo cero patatero.

    Besos¡¡

  38. Por desgracia y debido a que mi madre padece transtorno bipolar, he tenido la ocasion de ver hospitales psiquiatricos de cerca. Como bien dices, ya no son los lugares de horror y torturas que eran antes, pero aun asi, no sabria decirte, no se respira buen ambiente. No son lugares agradables para estar, pero puede ser necesario para ayudar a una persona a recuperarse.

    Las enfermedades mentales como el transtorno bipolar, la esquizofrenia y otras tantas, son complicadas de diagnosticar y de tratar y quienes la padecen suelen sufrir el estigma de la sociedad. Hay que seguir trabajando para hacer de los hospitales psiquiatricos sitios donde puedan ir a curarse como otros; e investigar para conocer mejor estas dolencias y como podemos ayudar a estas personas.

  39. Nerea…

    Es normal que no se respire buen ambiente, pero pienso que debe ser algo subjetivo al ser un familiar muy cercano el que va alli a recuperarse. Nos dejamos llevar por las emociones y, en este caso, estan mas que justificadas.
    Siento lo de tu mama. Y tienes razon al decir que son complicadisimas de diagnosticar, no es nada facil, y en ocasiones los psiquiatras tiran “por la calle de enmedio”.
    Por supuesto que hay que seguir trabajando para que esos entornos sean lo mas llevaderos y apacibles posibles, eso ayuda al paciente y da tranquilidad a la familia, pero la investigacion es aun mas importante. Esperemos avanzar a no mucho tardar para intentar dar soluciones a estos complejos problemas de la mente.

    Un beso y el deseo de la pronta mejoria de tu madre, amiga.

  40. En los llamados manicomios ni están todos los que son, ni son todos los que están.
    Además de ser retirados de circulación, eran utilizados para experimentar y no sólo sobre enfermedades mentales.
    Sus cuerpos son prisioneros de su mente.

    Un abrazo

  41. Javier…

    Mas de uno y de dos que aparenta “cordura” segun los protocolos establecidos por la Medicina, debian estar bien encerrados. Has aportado otro dato a tener en cuenta: los experimentos que se han realizado con ellos, sin un minimo aprecio por su vida. Suscribo tu frase.

    Un abrazo

  42. Estoy contigo en quien diagnostica la locura. Desafortunadamente, hasta hace relativamente pocos años para una depresión profunda aplicaban electro-choc, lo tuve q vivir con un familiar mío cuando yo vivía en Málaga. El psiquietra era bueno, para nada de la escuela de Freud, pero tampoco había otras alternativas, eso marcó profundamente mi inicio de la adolescencia, hasta el punto q además de ser bibliotecaria universitaria, me decanté por psicología q no la terminé solo un graduado de 3 años. He visto tratar a niños autistas como “locos”, cuando lo q necesitan es amor,lo mencionas en tu relato. Locos…esos locos bajitos q se incorporan con los ojos abiertos de par en par…y dicen que hay q domesticar….Un fuerte abrazo amigo Félix. Uru.

  43. Uru…

    Veo que eres docta en la materia, y que has vivido experiencias en primera persona. A buen seguro que habrias sido una gran psicologa, pero bibliotecaria tambien es un trabajo hermoso, rodeada de libros o_O. Mencionas que has visto tratar a niños autistas como locos, y eso es sencillamente aberrante e inhumnano ¿quienes somos para catalogar a los demas por ser diferentes que nosotros segun nuestro criterio? no somos nadie querida amiga. Cariño, amor, besos, caricias, nanas, cuentos… eso es lo que necesitan de nosotros. La sonrisa de un niño es de las cosas mas hermosas que podemos ver en la tierra, como las nubes, como el arcoiris…, nunca se la neguemos…
    Todavia hay lugares donde se utiliza el electro-chock, dejan “relajado” al “loco” hasta la proxima sesion. Hay que “joderse” con perdon¡¡

    Un fuerte abrazo querida amiga, y toda la fuerza y el animo del mundo para ti. Dile al personal sanitario que se porten bien o tendre que tomar medidas :).

  44. Hola Felix yo ultimamente no distingo y no veo tanta diferencia ente unos y otros. Tendríamos qe ir mogollon con camisa de fuerza, porque va,mos perdiendo los tornillos por ahi.
    Tu entrada tiene peso, mucha gente sufrió a causa de esto.Pobre de ti si te tidaban de loco. Podrias pasarte la vida encerrado. Una pena. Hoy al menos en algunos casos hay tratamiento.
    Un abrazo y gracias por tus comentarios.

  45. La palabra manicomio es horrible.
    Suena a película de terror.
    Personas hacinadas, en pésimas condiciones de higiene, maltratadas y abandonadas en un terrorífico lugar, porque no se les trataba como lo que eran: enfermos. Tildados de locos y sometidos a verdaderas torturas. Como bien dices en tu entrada, hay tantas cosas difíciles de entender en la historia…

    Un abrazo.

  46. Me parece a mí que todos estamos un poco locos, así es que si tuvieran que encerrarnos a todos, ¿habría sitio en los manicomios? La respuesta es evidente.

    En cuanto a la locura en la Historia sólo hay que ver el impacto que tuvieron los manicomios en la obra de Goya. Los seres que los pueblan andan desnudos, sus caras se asemejan a los de los monstruos y los lugares que habitan son inmundos, oscuros y negros, más bien la antesala de la muerte.

    Menos mal que todo esto pasó, porque una simple depresión entonces se podía tomar como locura.

    Saludos

  47. Carmen…

    Buen apunte historiadora. En el cuadro “Casa de Locos” de Goya se puede apreciar esas caras casi demoniacas, esas “celdas” insalubres y oscuras, algo asi como una parte del inframundo…
    ¿Y quien no tiene un punto de locura? maxime en esta sociedad de “bienestar” cargada de stress, con el contacto perdido con la naturaleza y con prisas, prejuicios e inmoralidades…

    Un abrazo

  48. A.L. …

    Yo creo que si mirasemos asi atras, podriamos montar una ferreteria de tanto tornillos que vamos soltando. Nefasta epoca en la que la ignorancia se imponia al raciocinio. Sufrieron, y mucho…
    Estamos todos locos. Gracias a ti por tu sentido del humor, algo muy necesario hoy en dia viendo lo que nos rodea…

    Un abrazo

  49. Perikiyo…

    Yo, de pequeño, asociaba esa palabra a un edificio donde moraban extrañas criaturas deformas y con los ojos fuera de sus orbitas, con cuchillo en mano (no llegaba a tanto, pero casi). Era como tildar de “brujas” a muchas mujeres, otra “lindeza” mas de nuestra Historia. Por fortuna ha habido personas que han engrandecido la raza humana, pero estos desatinos quedaran en la memoria…

    Un abrazo

  50. Es interesante la entrada, refleja la gran verdad de lo desastres que ocurrieron hace siglos atrás con los discapacitados mentales. Creo que otra gran verdad, es de nosotros aprendimos lamentablemente de ello. Digo lamentablemente ya que se cometieron muchas atrocidades. Podríamos decir que también el Marqués de Sade por dar un ejemplo, fue producto de las calamidades que ocurrieon.

    Por último de gustaría decir que:

    Entre el genio y la locura, la delgada linea solo la caminaran los mas valientes, el resto estaremos pendientes de cuando caerán.

    Abrazo Félix.

  51. Adrián…

    Tanto con los discapacitados mentales como los enfermos atacados por bacterias como la sifilis que producia estados transitorios de enajenacion. Por supuesto, en estos casos tambien se le tildaba de loco. El ejemplo del Marque de Sade que apuntas es uno de los famosos, ya que paso los últimos años de su vida en el manicomio de Charenton, tambien como los otros “reclusos”, viviendo en hacinamiento e insalubridad.
    Esa ultima frase que nos dejas, me la apunto, sabio es el refranero…

    Un abrazo, Adrián

  52. Muy interesante Felix, enhorabuena, me ha encantado.

    Sólo a título de curiosidad te diré que aún se utilizan con éxito algunos de esos tratamientos que se pusieron en práctica en el pasado sin saber exactamente por qué son eficaces en ciertos casos, pero que lo son y merece la pena seguir utilizandolos porque compensan cuando están correctamente indicados, me refiero al electroshoc (en casos graves de trastorno depresivo que no responde a farmacoterapia) y en algunos casos raros y extremos de trastorno obsesivocompulsivo, la lobotomia.

    Te invito a que pases por mi blog y te tomes lo que quieras 🙂

  53. Carlos Ignacio…

    Muy buen apunte el que nos dejas. Lo que ocurre es que aún siendo estos tratamientos eficaces y adecuados para ciertos casos, no es menos cierto que en muchas ocasiones se han utilizado indiscrimanadamente. El uso de la lobotomía, sin ir más lejos, es un ejemplo claro de ello. Estupendo aporte. Gracias amigo.

    Por supuesto que me paso (siempre te leo aunque no comente) perooo si hay barra libre me instalaré alli hasta que me echen,jajaja

    Un abrazo

  54. Querido Félix: tal como dije en un comentario anterior, vuelvo aquí porque este tema me apasiona.

    20 años de voluntariado en un neuropsiquiátrico de mujeres en buenos aires, me marcaron para que este sea un tema muy apasionante y muy controvertido a la vez.

    Yo puedo decir a veces que estoy loca de contenta, que me gusta hacerme la loca, y tantas cosas similares para tratar de definir una situación o un momento totalmente diferente a los parámetros normales, pero teniendo mis facultades mentales sin alterar.

    Ahora pregunto y me pregunto: ¿qué es ser loco? muchas definiciones puede haber, o q2uizás exista “la definición”, Yo digo loco, cuando hablo de enfermedad mental perfectamente diagnosticada a aquella persona cuyo puente entre ambos hemisferios cerebrales se ha roto y no puede ser reparado.

    No todas las enfermedades mentales tienen que ser necesariamente locura.

    Para ello existe un manual que tipifica los desórdenes mentales según las características.

    Pero quizás lo más importante que quiero decir no es esto. Sino la falta de recursos económicos para ayudar a la persona que padece y a su familia en cubrir los gastos necesarios para sus tratamientos.

    En Argentina toda la medicación para enfermedades mentales son carísimas. Hay seguros sociales que no las cubren, además si la persona puede convivir con su familia necesita el asistente terapéutico, que para una familia clase media común le es imposible de pagar. Por eso muchas veces los internan en manicomios, y la persona queda vegetando y estando expuesta a toda clase de calamidades.

    Es un tema muy largo y no quiero extenderme más en tu blog. No sé como son las cosas en España, aquí hay mucho conocimiento a nivel profesional. La capacitación y las herramientas que tenemos para ayudar a que esa gente tenga mejor calidad de vida son infinitas. Pero todo es caro. Y sus familias no cuentan con recursos para solventarlos.

    ¿Qué se puede hacer? No lo sé. Y si la incapacidad está dictaminada por ley, ese paciente no vota, y ciudadano que no vota, en mi país, pasa a ser casi abandónico por la política que tenemos.

    Leyes, política, sociedad, educación, salud……cuánto cuanto hay por hacer y qué impotencia me genera.

    Un abrazo de esta porteña que ha luchado contra viento y marea por las desigualdades.

  55. Muy bueno, amigo Félix, ya hemos comentado de esto en Bitacoras.com, por eso me lo llevo, para referenciarlo en el cuerpo de comentarios de mi blog, en el artículo de marras, MANICOMIO PARA TURISTAS. Otro saludo, Josán Caballero.

  56. Desgraciadamente aún hay gente con muchos prejuicios incluso hacia personas que lo único que tienen es una depresión.

    Yo viví muy de cerca el caso de una compañera de trabajo con la que llegué a tener más que una relación de simples compañeras de trabajo, pues nos hicimos amigas y aún hoy día lo seguimos siendo.

    Pues bien, esta amiga mía sufrió acoso laboral durante más de un año por parte de un “jefecillo” impresentable y que presionaba aún cuando no era necesario hasta llevar al límite a las personas. Había personas en la empresa que sobrellevaban mejor esa presión y que incluso llegaban a “educadamente” ponerle en su sitio cuando se pasaba de la raya. Pero mi amiga es una persona sensible, cariñosa, algo tímida, muy responsable y cumplidora con su trabajo y de esas personas a las que les cuesta decir “no” (creo que compartíamos mucho y por eso congeniamos tan bien).

    Pues bien, empezó a no dormir, a pasar en la oficina 14 y 15 horas al día para “cumplir los plazos” que ese HP (con perdón) le marcaba. Claro, un día reventó y simplemente se levantó de la cama, le dio un ataque de ansiedad y no pudo ir a trabajar. Se tuvo que dar de baja por depresión y yo después de ella darse de baja tuve que oír por la oficina algún comentario del tipo “claro, si es que ya se veía que ella no era una pesona muy estable emocionalmente” o “claro, si es que no estaba preparada para este trabajo”… Perdón??? Ha sufrido acoso laboral durante más de un año, ha caído en una depresión con ataques de ansiedad por culpa de ello y aún la culpa es suya??

    Menos mal que el tiempo puso todo en su sitio. Ella ahora está felizmente casada, tiene dos hijos (un niño y una niña) y es una madre ejemplar, trabaja en otro sitio donde la aprecian muchísimo como profesional y ha dejado atrás toda aquella época. Por tanto, ella no tenía ningún problema de estabilidad emocional, señores.

    Y el impresentable que se dedicó a acosarla se quedó en la calle poco después debido a una absorción de la empresa por otra y el consiguiente reajuste de plantilla. Merecido se lo tenía!!

    (Sigo en otro)

  57. (continuación)

    Lo triste de todo esto es que cuando una persona con depresión acude a su médico de cabecera en la Seguridad Social para que la mande al psicólogo/psiquiatra, la mandan, sí, pero después de la primera visita en la que le abren el historial, le recetan ansiolíticos/antidepresivos/pastillas para dormir (uno o varios de estos medicamentos) y le dan cita para seguimiento como muy pronto un mes y medio o dos meses después. Parece ser que la Seguridad Social no tiene suficientes recursos para tratar este tipo de trastornos como es debido y haciendo el seguimiento con la asiduidad que sería necesaría.

    Al final, las personas que tienen suficientes recursos económicos tienen que recurrir a visitar psicólogos o psiquiatras privados, que esos sí pueden verte una vez a la semana de entrada para ver cómo vas evolucionando e ir espaciando las visitas en función de tu mejoría. Pero, claro, ya sabemos todos que estas consultas no son nada baratas (ninguna baja de 70-80 euros por sesión como mínimo, minimísimo) y, teniendo en cuenta, que, al menos al principio de la terapia tienes que ir como mínimo una vez a la semana… pues eso, echemos cuentas.

    ¿Qué pasa entonces con la gente que no puede permitirse un gasto mensual de ese calibre? ¿Ellos no tienen derecho a tratarse como es debido porque no hay suficientes recursos en la Sanida Pública?

    Ahora son malos tiempos. Estamos en crisis y las Administraciones Públicas no disponen de muchos fondos económicos… Pero ¿por qué cuando hemos tenido años de bonanza en los que a través de los impuestos las Administraciones ingresaban mucho más no se ha invertido en mejorar este tipo de Servicios Públicos y se ha peferido invertir en otro tipo de cosas un tanto absurdas?

    Uf!! Vaya parrafada que he soltado y, como siempre, tocando mil cosas. Perdón.

    Besos chulapos

  58. (continuación)

    Lo triste de todo esto es que cuando una persona con depresión acude a su médico de cabecera en la Seguridad Social para que la mande al psicólogo/psiquiatra, la mandan, sí, pero después de la primera visita en la que le abren el historial, le recetan ansiolíticos/antidepresivos/pastillas para dormir (uno o varios de estos medicamentos) y le dan cita para seguimiento como muy pronto un mes y medio o dos meses después. Parece ser que la Seguridad Social no tiene suficientes recursos para tratar este tipo de trastornos como es debido y haciendo el seguimiento con la asiduidad que sería necesaría.

    Al final, las personas que tienen suficientes recursos económicos tienen que recurrir a visitar psicólogos o psiquiatras privados, que esos sí pueden verte una vez a la semana de entrada para ver cómo vas evolucionando e ir espaciando las visitas en función de tu mejoría. Pero, claro, ya sabemos todos que estas consultas no son nada baratas (ninguna baja de 70-80 euros por sesión como mínimo, minimísimo) y, teniendo en cuenta, que, al menos al principio de la terapia tienes que ir como mínimo una vez a la semana… pues eso, echemos cuentas.

    ¿Qué pasa entonces con la gente que no puede permitirse un gasto mensual de ese calibre? ¿Ellos no tienen derecho a tratarse como es debido porque no hay suficientes recursos en la Sanida Pública?

    Ahora son malos tiempos. Estamos en crisis y las Administraciones Públicas no disponen de muchos fondos económicos… Pero ¿por qué cuando hemos tenido años de bonanza en los que a través de los impuestos las Administraciones ingresaban mucho más no se ha invertido en mejorar este tipo de Servicios Públicos y se ha peferido invertir en otro tipo de cosas un tanto absurdas?

    Uf!! Vaya parrafada que he soltado y, como siempre, tocando mil cosas. Perdón.

    Besos chulapos

  59. Ah!! Eso sí, yo encantada de volverme loca de alegría, loca de amor o loca de pasión… Esas locuras bienvenidas sean, me tachen de lo que me tachen los demás. 😉

    Besitos chulapos

  60. @Mer
    El caso que me citas de tu compañera y amiga es aberrante. Por la presión laboral y el poco entendimiento de los compañeros de trabajo. Siempre ha existido la depresión (ya se cita esta enfermedad en textos egipcios e incluso sumerios) pero entonces la llamaban “pena del alma”. En esta sociedad en que todo va a marchas aceleradas todo se ha multiplicado vertiginosamente. Demasiada presión, demasiado consumismo, quizás incluso demasiadas expectativas sobre la vida, provocan estados de ansiedad y el caer en este estado que bien está considerado por la OMS (Organismo opaco al cual le tengo tirria) como enfermedad.
    Cuando citas que hay muchos casos de personas que no pueden permitirse un profesional privado, esto produce desestabilizaciones familiares y la empeoración del enfermo.
    No obstante, sigue estando mal visto (aunque tantos lo sufren).Hasta para los yankis es algo normal ir al psiquiatra…
    Encantado de que dejes estos comentarios tan completos.

    Besos de azahar

  61. @Mer
    Pues sí, el alma es algo tan intangible como verdadero desde el principio de la Historia. Mente sana y cuerpo sano, son las dos máximas para el equilibrio perfecto, y no está de más que cualquier persona que haga deporte tenga también la cabeza bien amueblada bien sea por un trauma o simplemente debido al stress de esta jauria de leones que son las ciudades. Es la ley de la selva…
    Una verdadera injusticia, no puedo estar más de acuerdo contigo…

    Besos de azahar

  62. Un cajón de sastre donde lo mismo metemos a un genio como Van Gogh que a un psicópata o a un discapacitado mental.
    Antiguamente, las familias que tenían la desgracia de contar con un pariente “loco”, lo llevaban como un castigo divino. Y el trato era peor que el que se le puede dar a un perro.
    Saludos desde las postrimerías de 2015.

    • Ha citado vd. al genial pelirrojo, pero ya vemos que la lista es enorme. Las personas con “capacidades diferentes” como prefiero llamarlas, suelen ser un derroche de creatividad e inteligencia.
      Saludos, escritor. Por aquí ha estallado la burbuja inmobiliaria. Aunque creo que es artificial y provocada por los grandes poderes. A rìo revuelto…

Amigo de HDNH, puedes dejar tu comentario ;-)